CD Libro 21 Capítulo 12

17:32

Traductor: Radak
Corrector: Radak

Capítulo Anterior                            Lista de Contenidos                         Siguiente Capítulo
Libro 21, Apogeo - Capítulo 12, Primera Exhibición de Poder
A pesar que estaba conmocionado, Teresia solo soltó una carcajada. Él envió a través de sentido divino, “Jaja, Beirut, Linley, y ese tipo de cejas carmesíes. ¿Qué, ustedes tres realmente se atreven a abandonar el Plano Yulan? ¿Ahora tiene algo bajo la manga que les permita desafiar al Jefe Soberano de la Luz?” Teresia no tenía miedo en absoluto.
¡Sabía que Beirut tenía, en total, cuatro chispas Soberanas!
Los tres en frente de él eran meramente Soberanos Menores.
Él, Teresia, era un Soberano Menor de Viento. Los Soberanos de Viento eran hábiles en velocidad para empezar, ¡y él también era un Paragon! Entre los Soberanos Menores, se podría decir que no había nadie que fuera más rápido que él.
“El único de estos tres que es comparable a mí en velocidad es ese Soberano de Fuego.” Teresia estaba absolutamente seguro. “Si unen fuerzas, son más fuertes que yo. Desafortunadamente, si quiero escapar, posiblemente no puedan atraparme.” Con esta confianza en sí mismo, Teresia no tenía prisa por huir de inmediato.
“¿El Jefe Soberano de la Luz? Naturalmente, le tememos a él.” Beirut sonrió y luego envió con una sonrisa. “Sin embargo, tú no eres el Jefe Soberano de la Luz.”
“Hmph.” Teresia rio fríamente.
Al mismo tiempo, Teresia envió su sentido divino al experto número uno del Plano Divino de Viento, el ‘Jefe Soberano del Viento’.  “Jefe Soberano, Beirut está liderando a dos Soberano Menores y atacando hacia mí. Por lo que parece, albergan malas intenciones.”
Los Soberanos volaban a una velocidad que era cientos de veces más rápida que los Paragons.
Incluso en un lugar tan vasto como en el Reino Infernal, los Soberanos podría atravesar el plano en medio día. A partir de esto, uno podría imaginar qué tan rápido eran. ¿Cien millones de kilómetros? Para el grupo de tres Soberanos de Linley, ¡serían necesarios menos de cinco minutos!
“Linley, Teresia parece bastante segura.” Bluefire rio a medida que hablaba mentalmente. “Él en realidad no está huyendo.”
“No hay nadie entre los Soberanos Menores que lo supere en velocidad.” Linley respondió. “Sin embargo... ¡Eso era en el pasado!”
“Ahora que tú, un Soberano Mutado ha aparecido, has destruido todas las reglas anteriores. Si Teresia hubiera huido de inmediato, podría haber esperanza para él. Pero ahora, no habrá suficiente tiempo para él.” Beirut rio también. Claramente, todos sintieron que ya podían ver el final de Teresia.
Justo en este momento...
“Beirut, ¿por qué los tres han venido aquí?” Una voz fría y gélida resonó en las mentes de Beirut y los otros dos.
“Lord Diya.” Beirut devolvió de inmediato.
Linley estaba intrigado. El orador debería haber sido el Jefe Soberano de Viento, Diya. Según la leyenda, el Jefe Soberano de Viento, Diya, era una bestia divina; ¡Un Halcón Luz Dorada de Alas de Jade! Los Halcones Luz Dorada de Alas de Jade eran bestias divinas de tipo viento que nacieron con una tremenda velocidad innata. Después de convertirse en el Jefe Soberano de Viento, su velocidad había alcanzado un nivel verdaderamente monstruoso.
Aquellos que habían podido adquirir las once chispas de Alto Soberano en el pasado eran tremendamente poderosos. Los tipos como el Jefe Soberano de la Muerte y el de la Destrucción nacieron con un poder tremendo e incomparable. Otros eran comparables a Paragons tan pronto como se convirtieron en Dioses Altivos. Los once Jefes Soberano tenían sus propias fortalezas únicas.
“Beirut, tú también eres uno de mis Soberanos de Viento.” Esa fría voz sonó. “No deseo que una guerra interna comience entre mis Soberanos de Viento.”
“Sr. Diya.” Linley envió de vuelta. “Teresia intentó actuar en mi contra en múltiples ocasiones. En aquel entonces, si no hubiera sido por abuelo Beirut y Bluefire, probablemente habría muerto. Esta vez, he venido para vengarme. Solo soy un Soberano Menor también. Confío en que esto no viole el pacto entre Soberanos.”
El Jefe Soberano de Viento, Diya, dudó momentáneamente, pero luego envió con ira, “¡Linley! Acabas de convertirte en Soberano. ¡Es mejor que actúes más correctamente y de acuerdo con las reglas! Este es el Plano Divino de Viento. ¡Soy el amo aquí!”
“Mis disculpas...”
Linley envió con una sonrisa, y luego dejó de prestar atención a los reproches enojados que el Jefe Soberano de Viento, Diya, estaba entregando.
Beirut envió a Linley, “Todavía estamos a dos millones de kilómetros de Teresia. Deberíamos llegar pronto.”
“¡Teresia es realmente audaz!” Linley miró hacia adelante.
Encima de la montaña de una isla. La mirada estrecha de Teresia se volvió fría, y maldijo en voz baja, “El grupo de tres de Beirut está realmente loco. A pesar que no podrán atraparme, no puedo esperar aquí para que ataquen. Hmph. Primero los dejaré estar satisfechos por un período de tiempo. Pronto, la noticia de que han aparecido en el Plano Divino de Viento definitivamente llegará al Jefe Soberano de la Luz. Para entonces, ¡sería extraño que Augusta no viniera!”
Cuando los dos lados estaban a un millón de kilómetros uno del otro, ¡Teresia finalmente huyó!
“¡Swoosh!”
¡Un rayo de luz se disparó hacia el Sudeste a gran velocidad! La velocidad a la que se movía sobrepasaba enormemente la velocidad de persecución del grupo de Linley. Después de todo, Linley y Bluefire tuvieron que acomodar a Beirut, que era el más lento de los tres.
“Jaja, Teresia, entonces no eres tan tonto después de todo.” Le envió Beirut con una sonrisa irónica y una risa.
“Hmph, Beirut, puedes presumir por ahora. Dentro de poco tiempo, ni siquiera tendrás la oportunidad de llorar.” Teresia respondió con desdén.
Linley y los otros dos, persiguiéndolo, intercambiaron una mirada. Beirut envió mentalmente, “Ya es tiempo. Linley, es hora de moverte.”
“Linley, solo veremos desde aquí.” Bluefire también envió, riendo.
“No se preocupen.” Linley estaba completamente seguro, y su velocidad aumentó de repente.
Justo en este momento...
“¿Cómo puede ser esto?” El rostro de Teresia cambió. “¿Linley es incluso más rápido que yo? Pero soy un Paragon, él... Cierto, él también es un Paragon. Pero, ¿cómo podría ser tan rápido?” Teresia reflexionó un momento, pero luego adivinó una posibilidad...
“¿Puede ser? Beirut, estás loco... ¿Dejaste que Linley se fusionara con ambas chispas Soberanas él solo?” Teresia estaba realmente frenético.
En términos generales, si un Soberano se fusionara con dos chispas Soberanas, a pesar que el Soberano no podría usar poder de Soberano fusionado, el alma del Soberano obtendría otra porción de Voluntad.
“Para empezar él era un Paragon; Dado que se ha fusionado con una chispa Soberana adicional, definitivamente es un poco más fuerte que yo.” Ahora Teresia estaba en pánico. Él huía a alta velocidad hacia el Sureste. Había una formación de teletransportación en el continente al Sureste, y al viajar a través de ella, podría huir a gran velocidad. Sin embargo, todavía estaban a más de mil millones de kilómetros de distancia de la formación de teletransportación.
Linley, sin embargo, estaba solo a un millón de kilómetros de él.
Además, la distancia de un millón de kilómetros se estaba reduciendo rápidamente.
Cuando Teresia había volado otros diez millones de kilómetros, Linley ya había aparecido dentro de su línea de visión.
“¡Jefe Soberano!” Teresia envió frenéticamente.
“Linley, ¿quieres matar a un Soberano en mi Plano Divino de Viento?” El Jefe Soberano de Viento, Diya, dijo con enojo.
Linley solo envió dos palabras de vuelta. “¡Mis disculpas!” Y luego, sin desacelerar en absoluto, continuó la persecución.
En realidad, Linley aún estaba ocultando la mayor parte de su verdadero poder. Si usara su poder de Soberano fusionado, su velocidad sería mucho más rápida.
“¡Beirut está loco, y este Linley también está loco!”
Teresia podría decir que él no iba a lograrlo. Soltó una maldición baja, y luego cortó con una mano hacia atrás...
“Crackle...” Apareció una enorme rasgadura en el espacio, y Teresia cargó de inmediato dentro de la grieta espacial.
“Hmph.” Linley inmediatamente cargó directamente dentro de la misma grieta espacial.
¡De esto, uno podía imaginar qué tan cerca estaban los dos el uno del otro!
Beirut y Bluefire, al ver esto a través de sus sentidos divinos, rieron.
“Echemos un vistazo también.” Beirut carcajeó a medida que cortaba una grieta espacial, luego entraba en el espacio caótico junto a Bluefire. Dentro del vacío del espacio caótico, pudieron sin esfuerzo encontrar a Linley y a Teresia a través de sentido divino.
Dentro del vacío. Innumerables flujos de energía de colores aleatorios fluctuaban aleatoriamente.
¡Por el momento, un Soberano estaba persiguiendo a medida que el otro huía!
“Linley, no vayas muy lejos.” Teresia gritó enojado a través de sentido divino.
“¿Qué? ¿Olvidaste lo lejos que fuiste en el pasado?” Rio Linley. Si no hubiera sido por el Soberano Risco Sangriento y los otros, Linley probablemente hubiera muerto hace mucho tiempo. Incluso ahora, Linley solo estaba jugando con Teresia. Él solo había revelado parte de su poder, pero a pesar de eso, todavía podía tener a Teresia justo donde él lo quería.
¡Y sin embargo, en el siguiente instante, Linley alcanzó instantáneamente a Teresia!
Sintiendo una figura acercándose por detrás, ¡Teresia se tornó frenético!
“¿Y qué si te fusionaste con dos chispas Soberanas? ¡Me rehúso a creer que eres mucho más fuerte que yo!” Rugió Teresia, y esa enorme hoz apareció en sus manos. Él entregó un golpe hacia atrás hacia Linley. En silencio, la hoz desgarró el espacio circundante.
Un Soberano Menor que también era un Paragon era en efecto aterrador.
Enfrentado con esta hoja que destruía el cielo, Linley lanzó casualmente un golpe de espada hacia atrás.
“Rompe... ¡Mundos!”
Linley había fusionado cinco de los misterios más profundos de las Leyes de la Tierra y había desarrollado bastantes técnicas. Como normalmente deseaba ocultar su poder, naturalmente terminaría usando estas técnicas ahora.
“¡Clang!”
“Rumble...” La hoz gigante en las manos de Teresia tembló, y luego comenzó a romperse, centímetro a centímetro. El mismo Teresia fue expulsado por esa explosión de poder.
¿Un solo golpe de espada había destrozado un artefacto Soberano?
“¡Ugh!” Teresia estaba tan conmocionado que vomitó una bocanada de sangre.
“Esto es... ¡Imposible!” Teresia miró a Linley con incredulidad... Y luego su mirada se fijó en la espada larga de jade en la mano de Linley. Esa aura sagrada y santa que emanaba de la espada hizo temblar el corazón. Teresia identificó instantáneamente esta arma por lo que verdaderamente era, y Teresia casi chilló: “¡¡¡ARMA OVERGOD!!!”
Y luego, miró a Linley con terror.
“Cierto. Esta es un arma Overgod.” Linley sonrió a medida que miraba a Teresia.
Teresia miró fijamente a Linley con terror.  Inmediatamente dijo: “Entiendo. ¡Fuiste tú! Definitivamente adquiriste los tres talismanes Overgod. Has cumplido la misión del Overgod de la Vida, por lo que has recibido un artefacto Overgod.” Teresia había querido pelear, pero al ver el artefacto Overgod, cayó en la desesperación.
Incluso si tuvieran la misma fuerza, el lado que tenía un artefacto Overgod tendría una ventaja absoluta.
En su caso, para empezar, era más débil que Linley.
“Linley, en el pasado, yo fui el culpable. Ahora que has adquirido el artefacto Overgod, ya no te represento una amenaza...” Teresia ahora, finalmente, quería suplicar misericordia y pedir perdón.
“Linley, no hay necesidad de desperdiciar palabras con él. Date prisa y elimínalo.” La voz de Beirut hizo eco en la mente de Linley.
Linley no dudó en absoluto. Su rostro se hundió ligeramente, y la Espada del Overgod de la Vida en sus manos se disparó como una mancha, apuñalando directamente hacia Teresia. “¡Bang!” En la dirección hacia donde apuntaba la Espada del Overgod de la Vida, de repente apareció una grieta espacial que era tan gruesa como un puño, pero que era infinitamente larga.
En cuanto a la cabeza de Teresia, un pequeño agujero del tamaño de un puño apareció dentro de ella.
Leyes de la Tierra - ¡Desintegrador de Mundos!
Los ojos de Teresia todavía estaban llenos de incredulidad, conmoción y furia. Y luego, él se derrumbó impotentemente y sus artefactos Soberanos cayeron. Sin la protección de su Voluntad y su armadura Soberana, su cuerpo se redujo instantáneamente al polvo por las caóticas corrientes de energía. Una joya semi-translúcida flotaba, emanando una tenue luz verde en todas direcciones.
¡Una chispa de Soberano Menor de Viento!
“Será mejor que me fusione con ella de inmediato. Si me retraso, otras variables podrían entrar en juego.” El sentido divino expandido de Linley ya había descubierto que el Jefe Soberano de Viento, Diya, junto con otros Soberanos de Viento, habían entrado en el espacio caótico. Sin embargo, esos Soberanos de Viento todavía estaban bastante lejos de Linley.
Esos Soberanos habían descubierto claramente que Linley acababa de matar a Teresia también.
“¡Linley!” El Jefe Soberano de Viento, Diya, ahora estaba molesto.
Linley no le prestó atención a Diya. Inmediatamente hizo que una gota de sangre saliera volando de su dedo, luego cayó hacia la chispa Soberana tipo viento.
“Linley, tú...” Estos Soberanos de Viento estaban bastante enojados ahora. ¿Había matado a un Soberano y ahora estaba a punto de fusionarse con su chispa Soberana? ¡Este tipo de comportamiento simplemente iba muy lejos!
Justo en este momento, la energía caótica fluyendo alrededor de Linley comenzó a cambiar. Una acumulación infinitamente densa de esencias elementales del viento comenzó a condensarse, y grandes cantidades de ‘líquido verde’ comenzaron a manifestarse y girar alrededor de Linley. En este momento, Linley ya se había transformado en su clon divino de viento, y la chispa Soberana  tipo viento  se hundió lentamente en la frente de Linley.
Fusionarse con una chispa Soberana era extremadamente rápido.
Esos Soberanos no fueron capaces de detenerlo en absoluto.
“Jaja...” Beirut y Bluefire, que ya habían volado hacia ahí, simplemente rieron.
“Anteriormente, Linley ya era comparable a un Jefe Soberano, gracias a su arma Overgod. Pero ahora, después de haber refinado otra chispa Soberana, el poder de Linley debería haber superado al del Jefe Soberano de la Luz.” Beirut y Bluefire estaban increíblemente felices. Ya no temían ni siquiera al Jefe Soberano de la Luz; ¿De qué, entonces tenían que preocuparse?
Finalmente, los tres Soberanos de Yulan ya no tendrían que esconderse dentro del Plano Yulan.
Dentro del vacío. Unos momentos después, Linley, que ya se había fusionado con la chispa Soberana tipo viento, sonrió y abrió sus ojos. “Éxito. Mi Voluntad se fortaleció una vez más, y mi poder de Soberano fusionado... Ahora es mucho más poderoso.”

Por ahora, Linley ya se había fusionado con tres tipos de chispas Soberanas.
Capítulo Anterior                            Lista de Contenidos                         Siguiente Capítulo

También te puede gustar...

0 comentarios