CD Libro 21 Capítulo 3

00:03

Traductor: Crimson
Corrector: Radak

Capítulo Anterior                            Lista de Contenidos                         Siguiente Capítulo
Libro 21, Apogeo - Capítulo 3, Diez Mil Años atrás - La Verdad
“¿Los cadáveres de las Cuatro Bestias Divinas?” Bebe no pudo evitar gritar en estado de shock.
Linley miró el enorme cadáver del Dragón Azur frente a él. Las escamas dracónicas del Dragón Azur aún eran muy resbaladizas, muy aparentemente afiladas. Incluso después de que habían transcurrido diez mil años, el aura del Dragón Azur todavía era muy imponente. Linley giró para mirar a Beirut. Desconcertado, dijo. “Lord Beirut, para que usted y Bluefire puedan convertirse en Soberanos... ¿Fue por las chispas Soberanas de los cuatro ancestros?”
Dragón Azur. Ave Bermellón. Tortuga Negra. Tigre Blanco. Eran los Soberanos Menores de los elementos de agua, fuego, tierra y viento.
A pesar que solo eran Soberanos Menores, las habilidades innatas de las Cuatro Bestias Divinas eran simplemente muy poderosas, y cuando sus cuatro habilidades divinas innatas se combinaban en una terrorífica técnica suprema, incluso fueron capaces de luchar contra un Jefe Soberano.
“Sí.” Beirut suspiró y luego asintió. “Después de todo, solo hay tantas chispas Soberanas en el mundo. Realmente fue un tremendo golpe de suerte para mí poder adquirir cuatro a la vez.”
“Abuelo, ¿cómo adquiriste las chispas Soberanas? Cuando los adquiriste, eras solo un Dios Altivo.” Dijo Bebe apresuradamente.
“Además. ¿Cómo adquiriste los cadáveres de las Cuatro Bestias Divinas?” Linley estaba completamente desconcertado también.
Beirut miró a Bluefire, y luego Beirut rio a medida que miraba a Linley y Bebe, luego dijo con un suspiro: “Después de tantos años, ya no hay necesidad de esconderte esto. En cuanto a los cadáveres de las Cuatro Bestias Divinas... Primero debo contarte sobre la batalla de hace diez mil años. ¡La batalla entre las Cuatro Bestias Divinas y el Jefe Soberano de la Luz!”
“¿Los Cuatro Ancestros verdaderamente fueron asesinados por el Jefe Soberano de la Luz?” Linley frunció el ceño.[1]
“Correcto. Fue el Jefe Soberano de la Luz quien los mató.” Beirut asintió.
“Ese año, estaba en mi habitación privada, entrenando. Linley... Esa es la habitación privada debajo de tu Castillo Dragón de Sangre.” Beirut rio, y Linley asintió ligeramente. Había supuesto hace mucho tiempo que debía haber sido utilizada por un poderoso experto para entrenar, y de hecho; ¡Había sido Beirut!
“Mientras entrenaba, observé a través de la membrana translúcida de la habitación y vi que, muy lejos, en medio del espacio caótico, se desarrollaba una aterradora batalla. Eran las Cuatro Bestias Divinas, que luchaban enérgicamente contra el Jefe Soberano de la Luz, Augusta.” Beirut dijo solemnemente y Linley escuchó atentamente.
Beirut pareció sumergirse en sus recuerdos. “Estaba completamente estupefacto, en ese entonces. Las Cuatro Bestias Divinas en un lado, el Jefe Soberano de la Luz en el otro. Todos ellos eran muy poderosos. Durante esta batalla, las Cuatro Bestias Divinas eran el lado más débil, mientras que el Jefe Soberano de la Luz tenía la ventaja. Las Cuatro Bestias Divinas se habían transformado completamente en sus cuerpos originales de bestia divina. ¡Además, las cuatro poderosas bestias divinas trabajaron juntas para ejercer sus habilidades divinas innatas!”
Linley y Bebe escucharon sin aliento.
“Fue muy aterrador y también muy extraño. Las habilidades divinas innatas de las Cuatro Bestias Divinas fueron en realidad capaces de fusionarse perfectamente, y parecían hacer que el mundo mismo cambiara. Un orbe de luz esférico borroso se disparó directamente dentro del cuerpo del Jefe Soberano de la Luz. En ese momento, estaba seguro de que la habilidad divina innata fusionada de las Cuatro Bestias Divinas debería ser un ataque centrado en el alma.” Dijo Beirut.
El corazón de Linley se apretó.
“El cuerpo de Augusta solo tembló, pero inmediatamente después, sacó una enorme espada de luz, persiguió salvajemente y atacó a las Cuatro Bestias Divinas. Probablemente debido al fracaso de su ataque supremo, las Cuatro Bestias Divinas simplemente no podían creerlo... Lo que les llevó a perder su voluntad de luchar. Además, solo eran Soberanos Menores. En términos de velocidad, eran inmensamente inferiores al Jefe Soberano de la Luz.” Beirut dejó escapar un suspiro. “En un instante, la Tortuga Negra, el Ave Bermellón y el Tigre Blanco fueron asesinados uno tras otro. A pesar que el Dragón Azur era poderoso, él no fue capaz de aguantar tampoco. Pero justo en ese momento... Actué.”
Linley y Bebe estaban aturdidos.
“Esto fue debido a que los enormes cadáveres de esas tres bestias divinas, la Tortuga Negra, el Ave Bermellón y el Tigre Blanco simplemente flotaban en el espacio caótico, siendo arrastrados por las corrientes de energía caótica. No estaban demasiado lejos de mí.” Los ojos de Beirut brillaban. “Tal oportunidad no debía perderse. ¡Daría mi mejor esfuerzo! Usé la cola de mi cuerpo ‘Rata Come Dioses’ para estirarla dentro del espacio caótico. Mi cuerpo fue refinado por las chispas divinas, y así era tan fuerte como los artefactos Soberanos. Mi cola se balanceó a alta velocidad, luego con un lazo, se enroscó alrededor de las piernas de los cadáveres de esos tres enormes cadáveres de bestias divinas. Justo en ese momento, el Dragón Azur también fue asesinado por Augusta, y mi cola también le dio al Dragón Azur un poderoso tirón, arrastrando a los cuatro al Plano Yulan.”
Linley y Bebe estaban completamente aturdidos.
Riqueza que se adquirió a través de un gran peligro. ¡Linley podría imaginar la resolución que Beirut había sentido en aquel entonces! ¡Había arriesgado su vida para moverse a gran velocidad para hacer esto!
“Estaba asustado también. ¡Esos eran Soberanos! ¡El éxito significaba que también me convertiría en Soberano! Esa fue una rara oportunidad. ¡Arriesgué todo!” Beirut comenzó a emocionarse al hablar de esa escena. “También tuve mucha suerte. Probablemente es que Augusta nunca imaginó que alguien se atrevería a ‘robar de la boca del tigre’ así. Además, su atención se centró en el Dragón Azur. Cuando persiguió y mató al Dragón Azur, usó un ataque tipo alma que envió al Dragón Azur a volar. Antes de morir, el Dragón Azur estaba cargando hacia la dirección del Plano de Yulan para empezar. ¡Yo solo pasé a tomar ventaja y recolectar los cadáveres de las Cuatro Bestias Divinas!”[2]
Linley era completamente incapaz de respirar.
¡Él podía imaginar esa escena asombrosa y peligrosa!
Sin embargo, Beirut tuvo una buena oportunidad de éxito; Debe entenderse que, en general, las colas de las bestias mágicas se movían a una increíblemente alta velocidad. Como la ‘Rata Come Dioses’, una bestia divina, la cola del cuerpo original de Beirut, especialmente cuando estaba yendo con todo lo que tenía... ¡Envolverse y tirar! Eso era definitivamente algo que podría ocurrir en un abrir y cerrar de ojos.
Si Augusta reaccionara un poco muy lentamente, probablemente no sería capaz de atrapar Beirut.
“Así que mi ancestro, el Dragón Azur, realmente fue asesinado por un ataque tipo alma.” Linley entendió ahora por qué el Anillo Coiling Dragon había sido dañado. Si el Dragón Azur hubiera sido herido y asesinado por los ataques materiales de Augusta, el Anillo Coiling Dragon debería haber estado perfecto y sin daños.
“Jaja…”
Beirut comenzó a reír a carcajadas. “Augusta estaba completamente estupefacto. Él ni siquiera reaccionó al principio... ¡Pero luego, finalmente se volvió loco de furia! Después de todo, él también había arriesgado su propia vida para matar a las Cuatro Bestias Divinas, pero en cambio yo tomé todo. Yo, un Dios Altivo, le había robado cosas, al Jefe Soberano de la Luz. ¡Me habría sorprendido si no se hubiera vuelto loco!”
Linley podría imaginarse completamente esa escena.
Probablemente es que, incluso el Jefe Soberano de la Luz no haya tenido plena confianza en su capacidad para lidiar con las fuerzas combinadas de los cuatro ancestros. Solo, él fue lo suficientemente afortunado de ser exitoso al bloquear el golpe combinado de fuerza completa de los cuatro ancestros, y así pudo matar a los cuatro ancestros uno por uno.
“Cuatro chispas Soberanas. ¡Eso representaba a Cuatro Soberanos!” Beirut rio fríamente. “No había forma de que Augusta fuera capaz de entrar en un plano material, y así, todo lo que pudo hacer fue enviar su clon de proyección planar al Plano Yulan, queriendo matarme.”
Linley asintió en secreto.
Un Soberano foráneo era incapaz de entrar en un plano material.
En cuanto a los cuatro ancestros, ellos ya estaban muertos. Sus cadáveres y chispas Soberanas eran meros objetos y ya no eran seres vivientes; Naturalmente, podrían entrar en un plano material.
“¿Clon de proyección planar? Eso también es bastante poderoso, comparable a un Demonio de Siete Estrellas e incluso cerca a algunos Asuras.” Beirut rio disimuladamente. “Desafortunadamente, incluso antes de ser un Soberano, mi poder era mucho más allá del de un Lord Prefecto. ¡Al confiar en mi Arma Chispa Divina, aplasté a ese clon de proyección planar!”
Linley rio.
Dado el poder de Beirut y sus revelaciones sobre los profundos misterios de las Leyes, sería bastante fácil para él derrotar a un clon de proyección planar.
“Como el uso de la fuerza había fallado, el Jefe Soberano de la Luz formó otro clon de proyección planar. Me amenazó y me dijo cuáles serían las consecuencias si no entregaba las chispas Soberanas. Pero no podría molestarme en escuchar; ¡Inmediatamente me fusioné con la chispa Soberana tipo viento en el acto!” Dijo Beirut con una sonrisa. “Ese Jefe Soberano de la Luz incluso invitó a Paragons a venir a actuar en mi contra, pero desafortunadamente, antes de que llegaran los Paragons, ¡ya me había convertido en Soberano! La fusión de una chispa Soberana ocurre en solo un instante.”
“¡¿Es tan rápido?!” Linley gritó con sorpresa.
“La fusión de las chispas divinas lleva mucho tiempo.” Bebe también se sorprendió.
Beirut dijo con una risa. “¿Por qué tarda tanto el fusionar con una chispa divina? Debido a que estás aprendiendo y obteniendo revelaciones sobre los diversos profundos misterios. Naturalmente, esto lleva tiempo. Pero las chispas Soberanas no contienen revelaciones ni profundos misterios. Por lo tanto, se pueden fusionar en un segundo.”
“Después de arriesgar mi vida, me convertí en Soberano, y también adquirí tres chispas Soberanas más.” Dijo Beirut con un suspiro.
“Abuelo... Eres realmente formidable.” Los ojos de Bebe se llenaron de admiración.
Linley suspiró con asombro también. Si él mismo hubiera visto esa escena, ¿se habría atrevido a ‘robar comida de la boca del tigre’ para robarle al Jefe Soberano de la Luz? Esto verdaderamente requería coraje. Sin embargo, ¡también requería poder suficiente! Después de todo, los Dioses Altivos ordinarios eran completamente incapaces de tirar de los cadáveres de las bestias divinas en el espacio caótico.
“Pero, por supuesto, esto también causó que... El Jefe Soberano de la Luz me odiara hasta la médula. Quería obligarme a entregar las otras tres chispas Soberanas, pero no le hice caso.” Beirut rio calmadamente. “Podría decir que el Jefe Soberano de la Luz tenía el tipo de temperamento en el que definitivamente vengaría cualquier desaire. Como ya lo había ofendido, podría ofenderlo hasta el final.”
Linley asintió ligeramente también.
“Poco después, extendí intencionalmente el rumor de que se había creado una Necrópolis de los Dioses, y que dentro de ella estaban los artefactos Soberanos que las cuatro bestias divinas habían dejado atrás después de morir. ¿Y si alguien quisiera luchar por ellos? Debían ir al Plano Yulan.” Beirut rio. “Después de que muere un Soberano, si alguien se llevara los artefactos Soberanos que dejaron atrás, no habría otros Soberanos que vendrían a llevárselos de vuelta."
Linley asintió ligeramente.
Había múltiples formas de adquirir artefactos Soberanos. Una era acumular suficientes méritos militares en una Guerra Planar. Otra era convertirse en un Emisario de Soberano y que el Soberano se lo obsequiara. Otra más era adquirir un artefacto Soberano reliquia de un Soberano fallecido. Por ejemplo, aquí era de donde venía el Anillo Coiling Dragon de Linley.
Solo que las posibilidades de que un Soberano muriera eran simplemente demasiado bajas.
Además, en términos generales, solo los Soberanos eran capaces de matar a otros Soberanos. Ellos recolectarían esos artefactos Soberanos y no dejarían que se los llevaran.
“Los artefactos Soberanos demostraron ser demasiado tentadores. Después de que se difundió la noticia, algunas personas corrieron hacia mi Plano Yulan, como algunos Demonios de Siete Estrellas del Reino Infernal. Incluso llegó un Ángel de Doce Alas del Divino Reino de la Luz, así como poderosas figuras de los diversos planos. Así comenzó una gran batalla aquí en el Plano Yulan.” Beirut rio. “Pero, por supuesto, todo estuvo bajo mi control.”
Linley rio.
Beirut había sido un Soberano desde entonces. Sin importar cuán ferozmente hubieran luchado esos Dioses Altivos, ¿cómo podrían escapar del control de Beirut?
“Durante esa batalla, mostré un poco de mi poder y dejé que mi fama y mi reputación se extendieran. Inmediatamente, algunos Soberanos me prestaron atención.” Beirut rio. “Originalmente, cuando tomé los cadáveres de las Cuatro Bestias Divinas, Augusta no se lo anunció a todos. Por lo tanto, muchos Soberanos no tenían idea. Después de que me hice famoso, algunos Soberanos enviaron sus clones de proyección planar para hablar conmigo, y así se enteraron de este asunto. Y entonces... El Jefe Soberano de la Destrucción me hizo una petición."
“¿Cuál fue la solicitud del Jefe Soberano de la Destrucción? ¿Quería las chispas Soberanas?” Dijo Bebe.
“No. Él solicitó la ‘esencia de sangre’ que podría ser refinada de la sangre de las Cuatro Bestias Divinas. La fuente del poder de una bestia divina proviene de su sangre y linaje. El Jefe Soberano de la Destrucción probablemente quería desarrollar algo de la esencia de sangre de las Cuatro Bestias Divinas.” Beirut suspiró. “Después de todo, en toda la historia registrada, solo las Cuatro Bestias Divinas podían fusionar sus habilidades divinas innatas.”
“Le di la mitad de la esencia de sangre de las Cuatro Bestias Divinas al Jefe Soberano de la Destrucción. El Jefe Soberano de la Destrucción, a su vez, me prometió que mientras mi clon divino no fuera al Plano Divino de la Luz, garantizaría que el Jefe Soberano de la Luz no se atrevería a matar a mi clon divino.” Dijo Beirut.
Linley y los demás ahora entendían.
“Entonces así es como es. No es de extrañar que el Jefe Soberano de la Luz no se atrevió a actuar en contra de ti en el Reino Infernal, abuelo.” Dijo Bebe.
“A pesar de que es poderoso, no es rival para el Jefe Soberano de la Destrucción.” Beirut rio. “Después de todo, los Jefes Soberanos de los Cuatro Edictos son simplemente muy poderosos. El Jefe Soberano de la Vida es una persona muy amigable, pero su poder es insondable. El Jefe Soberano de la Muerte vive una vida de ocio en la Montaña Abisal, y nunca ha revelado plenamente su poder. Las habilidades de ocultación del Jefe Soberano de la Destrucción son bastante profundas; No tengo idea si desarrolló algo de la esencia de sangre de las Cuatro Bestias Divinas o no. En cuanto al Jefe Soberano del Destino, él nunca se involucra en asuntos mundanos y siempre permanece dentro del Reino Celestial.”
Linley suspiró para sí mismo. Este intercambio con el Jefe Soberano de Destrucción había sido bastante favorable para Beirut.
Todo lo que el Jefe Soberano de la Destrucción tenía que hacer era amenazar al Jefe Soberano de la Luz, y así él sería capaz de adquirir la mitad de la esencia de sangre de las Cuatro Bestias Divinas.
“La esencia de sangre de una bestia divina es la esencia de su poder. Tenía mucha curiosidad por la esencia de sangre de las Cuatro Bestias Divinas, por lo que realicé algunas pruebas también. Probé colocando una gota de esencia de sangre en el cuerpo de un humano ordinario para ver qué pasaría. Los resultados de los primeros experimentos fueron que los humanos no pudieron soportarlo y sus cuerpos colapsaron. Ellos murieron. Después, sin embargo, ¡crecí en experiencia y finalmente tuve éxito!”
Beirut comenzó a reír. “Y así, nació la primera generación de los Cuatro Guerreros Supremos.”
Linley estaba completamente estupefacto.
“¿Los Cuatro Guerreros Supremos?” Linley miró a Beirut, aturdido. “¿Ellos fueron el resultado de sus experimentos?"
“Abuelo, tú...” Bebe estaba completamente aturdido también.
“¿Qué, es muy extraño?” Beirut rio con calma. “En realidad, si no interfiriera en las vidas de Baruch, Armand, Hyde y Prey, se habrían convertido en carne de cañón en el campo de batalla, y no habrían tenido ningún logro. Después de mis experimentos, se convirtieron en los Guerreros Supremos y así ganaron gran fama en el continente.”[3]
Linley ahora entendia. Tal como lo había visto Beirut, para que un Soberano elija a los mortales para experimentos, y especialmente los experimentos que involucraran la esencia de sangre de las Cuatro Bestias Divinas... Esto era un honor para los mortales.
“No es de extrañar que los Cuatro Guerreros Supremos aparecieran de repente en el plano Yulan. Además, nadie fue capaz de encontrar ninguna razón detrás de esto.” Linley suspiró para sí mismo.
“Estrictamente hablando, Baruch y el resto de los cuatro deben ser considerados de la misma generación que ‘Gislason’ del clan Cuatro Bestias Divinas.” rio Beirut. “Para ser sincero, aún me sentía agradecido con las Cuatro Bestias Divinas. Después de todo, fue gracias a ellos que pude convertirme en Soberano.”
“¡Así, el clon divino que envié al Reino Infernal se quedó en la Prefectura Índigo! El Soberano Risco Sangriento conocía mi verdadero estatus, por lo que le pedí que me ayudara, anunciando a todos que yo era su Emisario. Esto hizo que fuera más fácil para mí mostrarme y proteger al clan de las Cuatro Bestias Divinas.” Beirut rio. “Si fuera simplemente el Emisario de un Soberano, ¿cómo podría haber conseguido que el Soberano Risco Sangriento apareciera con unas pocas palabras, y luego hacer que se retiraran los ocho grandes clanes?”
Linley estaba suspirando.
Cuando Beirut convocó al Soberano Risco Sangriento, el Soberano Risco Sangriento apareció y reprendió a los ocho grandes clanes, obligándolos a retirarse. Linley había suspirado en asombro en aquel momento acerca de cuánta cara tenía Beirut, ¡para poder hacer esto! Entonces, en realidad... No era que el Soberano Risco Sangriento estuviera dándole cara a su Emisario. Más bien, fue debido a que él mismo Beirut era un Soberano. ¡Naturalmente, los Soberanos darían cara a otros Soberanos!
“También tenía tres chispas Soberanas. Naturalmente, tendría que elegir a tres personas para heredarlas. Sin embargo, no podía simplemente elegirlas al azar. Tenía que probarlas y seleccionarlas cuidadosamente... Bluefire se convirtió así en mi primera opción.” Beirut luego suspiró. “En realidad, quería que Harry y mis otros dos hijos se convirtieran en Soberanos. Pero las chispas Soberanas eran solo de tierra, fuego y agua, después de todo. Por lo tanto, ellos tenían que entrenar al nivel Dios Altivo por su cuenta en estas tres Leyes para fusionarse con las chispas Soberanas.”
“¿Uno tiene que convertirte en una Deidad por su cuenta para fusionarse con una chispa Soberana?” Dijo Linley sorprendido.
“Cierto. Si no confías en ti mismo y en cambio confías en fusionarse con una chispa divina, entonces tu base será débil e inestable. Tu chispa divina y tu alma no estarán perfectamente fusionadas, por lo que será imposible que te fusiones con una chispa Soberana.” Beirut negó con la cabeza. “Esos hijos míos solo tenían talento en oscuridad y viento; Intenté todo lo que pude, pero todavía no pudieron tener éxito en esos tres elementos.”[4]
Linley asintió ligeramente.
“Después, debido a que apareció Bebe, y especialmente por tus rápidos avances, Linley, y cuán asombrosamente rápido te elevaste en poder, te elegí como uno de mis candidatos potenciales...” Beirut giró para mirar a Linley. [5]


[1] Crimson: Seguramente él tiene la culpa hasta del calentamiento global. >:v
[2] Crimson: Beirut solo aprovecho el Bug. xD Beirut es un hombre inteligente, seamos todos como Beirut y seremos Soberanos.
[3] Crimson: Aún sigo teniendo admiración por Beirut…
[4] Crimson: No se angustie Don Beirut, ya llegaran buenos candidatos, ¡como yo! XD
[5] Crimson: Crea guerreros supremos y deja que se reproduzcan, y espera –reza- debido a que en el futuro alguno tenga un descendiente que resulte en un puto genio, a ese es al que tienes que elegir como candidato a Soberano. xD Lord Beirut… usted es diabólico. Y me agrada. :D
Capítulo Anterior                            Lista de Contenidos                         Siguiente Capítulo

También te puede gustar...

0 comentarios