ATG Capítulo 640

23:32

Traductor: Radak
Corrector: Radak

Capítulo Anterior                            Lista de Contenidos                         Siguiente Capítulo

Capítulo 640 – Gran Asunto Que Agita Al Mundo (2)
“¡No se te permite interrumpirme!” La expresión de Yun Che era severa, pero rápidamente continuó diciendo, “¡¿No eres tan grande?! Tu poder disminuyó a medida que pasaban los días, muchas de las Familias Guardianes y Palacios de Duques te traicionaron por sus propias ambiciones egoístas, y luchaste contra el Palacio del Duque Huai durante cien años... ¡A pesar que parecías tranquila y calmada en el exterior, con el Duque Ming tirando de las cuerdas todo el tiempo, el hecho de que pudieras preservar la dignidad final del Clan del Emperador Demonio durante cien años ya era el logro más impresionante en la historia del Reino Demoníaco Ilusorio! Y cada día que pasó durante este período debe haber estado lleno de dificultades, presiones y situaciones nerviosas que son insondables para el hombre común...”
“Conseguiste escapar del Valle de Rayos y Llamas del Cuervo Dorado por la ancho de la hebra de cabello. Además, a pesar que lo primero que hiciste fue completar tu venganza, también fuiste quien asumió la responsabilidad de todo el sangriento asunto de exterminar a todo el Palacio del Duque Huai hasta sus raíces. A pesar de que el Palacio del Duque Huai no podía ser salvado, en el proceso de quemar sus propias raíces, una gran cantidad de personas inocentes también murieron. ¡Pero no hubo ayuda para sus muertes! Un gobernante verdaderamente despiadado y decisivo, los mataría sin ningún reparo. Pero para alguien como tú que básicamente no puede ser tan cruel y de sangre fría, definitivamente te confinarás a ti misma a un largo período de sombría oscuridad por los sirvientes inocentes que han muerto debido a tu orden. También es por eso que fui a buscarte todos los días e incluso probé varias maneras de burlarme de ti y provocarte... No puedo compartir tus cargas, así que solo puedo usar este método para distraerte, con la esperanza de que dejes esa oscuridad a un lado tan pronto como sea posible y logres perdonarte a ti misma. “
Pequeña Emperatriz Demonio, “...”
“No pienses que esto no es más que mi conjetura. ¡Tengo muy claro lo que significa implicar a muchas personas inocentes y enviarlas a una muerte temprana! Debido a que he hecho cosas similares antes. ¡Innumerables inocentes han caído bajo mis manos venenosas! A pesar que después de eso, repetí esta acción muchas veces y ya he me vuelto entumecido con respecto a esas muertes, la primera vez que lo hice... ¡Ese dolor, oscuridad y depresión, no seré capaz olvidarlos por el resto de mi vida! Pero tú, en estos cien años, a pesar que hayas matado personalmente a muchas personas, después de mi detallada investigación, descubrí que no había ni un solo inocente entre ellos. Este exterminio de todo el Palacio del Duque Huai es la primera vez que has hecho una cosa así en tu vida... Entonces, cuánto sufrirás después de eso, a pesar que todo el Reino Demoníaco Ilusorio puede no saberlo, ¡yo sí lo sé!”
“No es que no puedan comprenderlo, sino que sus pensamientos ni siquiera se aventurarán en esa dirección. ¡Debido a que lo que les preocupa es la conclusión y sus propias perspectivas, pero en cuanto a mí, lo que me preocupa eres tú!”
“¡Antes de que entrara en el Valle de Rayos y Llamas del Cuervo Dorado, todo lo que había hecho en tu nombre, incluyendo la colisión directa con el Duque Huai y el hecho de no tener en cuenta mi propia vida para ir a salvarte, fueron hechas por mi abuelo, mis padres y mi clan! En ese momento, sólo eras una figura para mí... ¡Y esa era la Pequeña Emperatriz Demonio! ¡Confieso que mi orgullo es más alto que el cielo y mis huesos son más tercos que las rocas, así que definitivamente no voy a jurar lealtad a ninguna persona, pero por el bien de mi abuelo y la seguridad de mi familia, te mostré la más grande lealtad que podría tener en ese momento!”
“¡Pero después de que salimos del Valle de Rayos y Llamas del Cuervo Dorado, todo lo que hice por ti no tenía nada que ver con las tres palabras ‘Pequeña Emperatriz Demonio’, sino que fue por ti misma! Estaba preocupado por todo lo que te rodeaba... ¡Incluso odiaba tu estatus de ‘Pequeña Emperatriz Demonio’! Debido a que te causa mucho dolor y amargura, y me hace increíblemente difícil cuidar de ti o incluso acercarme a ti en primer lugar.”
“...” Los labios de la Pequeña Emperatriz Demonio temblaron ligeramente, pero no salió un solo sonido de ellos.
“La ‘Pequeña Emperatriz Demonio’ es tu título, y también fue el destino que se te forzó después de la muerte del Pequeño Emperador Demonio, que no te ha dado otra opción que llevar la dignidad final y la gloria del Clan del Emperador Demonio. Así que a pesar que odio esta pesada carga que pesa sobre ti, nadie, ni siquiera yo, tiene el derecho de interferir con tus decisiones, sacrificios o acciones por el bien del Clan del Emperador Demonio... Incluso si solo te quedan tres años de vida, todavía no puedes vivir para ti misma y tienes que vivir para el Clan del Emperador Demonio.”
“Pero el asunto entre tú y yo... ¡Cuando tal cosa me concierne, todavía tengo el derecho de estar insatisfecho!” Yun Che exclamó a medida que sus cejas se fruncían. “Está claro que yo también estoy en tu mente, pero ¿por qué me tratas con desdén, desprecio, y algunas veces incluso disgusto? No trates de negarlo, o tal vez piensas que lo has ocultado perfectamente todo... Y tal vez si fuera alguien más, lo habrías expulsado hace mucho tiempo. ¡Pero en mis ojos, todas tus acciones sólo lo hacen más evidente para mí!”
“La píldora medicinal que destruiste en frente de mí ese día... ¡Ni siquiera era la que te había dado! Tengo mil veces más claro que tú la composición de esa píldora. Y mi sentido del olfato cuando se trata de medicina es diez mil veces más sensible que el tuyo. ¡A pesar de que me mostraste la píldora que te había dado, la píldora que destruiste fue sólo una normal píldora! Toda tu furia y tu recriminación, todo el tan llamado ‘suciedad de tu sangre’ y la destrucción de la píldora misma fue meramente tú siendo angustiada por mi bien y temías que continuaría haciéndome daño por tu bien.”
“Además, durante ese período, a pesar que actuaste fría y desinteresada cada vez que iba a verte, nunca me habías mandado a volar sin verme antes. No sólo eso, lo que hiciste el mes pasado, lo hiciste debido a que... Debido a que me viste a mí y a Su Zhixi en la casa de la Familia Yun y oíste los rumores sobre mí y Su Zhixi. ¡Así que tu corazón se sentía sofocado y frustrado! Si no estaba en tu mente, ¿por qué harías eso?”
“¡A veces eres tan astuta que es aterrador, pero cuando se trata de los asuntos del corazón, ni siquiera coincides con una jovencita promedio!”
El pecho de Yun Che subía y bajaba y su voz se hizo varias octavas más profunda, “¡No pienses que no sé lo que ha estado en tu corazón todo el tiempo! ¿Crees que dada tu condición y edad, si nuestra relación es conocida por el mundo, afectará grandemente mi reputación? ¿Por qué soportar preguntas ilimitadas? ¡Entonces piensas muy poco de mí! Desde el momento en el que entré en Ciudad Demoníaca Imperial, estuve dispuesto a resistir el enorme poder del Duque Huai sin reservas, así que, ¿crees que me preocuparé por las preguntas y miradas de estas personas vulgares?”
“Crees que debido a que solo te quedan tres años para vivir que no tienes derecho a tener tales sentimientos... ¡¿Asustada de que solo me arrastrarás?!” Yun Che de repente caminó hacia delante y la Pequeña Emperatriz Demonio permitió que su hombro fuera agarrado por él a medida que ella se veía perdida y una mirada de impotencia destellaba en sus ojos. Yun Che siguió exclamando en voz baja, “¿Crees que mantenerme lejos me hará dejar de pensar en ti? ¿Para que después de tres años, no sienta dolor y angustia por tu muerte? Si es así, entonces eres demasiado ingenua...”
“Pequeña Emperatriz Demonio, déjame decirte. ¡Desde el día en el que salimos del Valle de Rayos y Llamas del Cuervo Dorado juntos, he determinado que serías mi mujer por el resto de tu vida! ¡No me importa qué estatus tengas, debido a que eres tú! También, me preocupo por ti. ¡No tiene nada que ver con si pretendes preocuparte por mí o no! ¡Si fuera tan fácil cambiar mis sentimientos por ti, entonces no tengo las calificaciones necesarias para ser tu hombre! Si puedes honestamente enfrentar mis sentimientos y permitirme entrar en tu mundo... Incluso si verdaderamente estoy impotente después de estos tres años... Y no puedo salvar tu vida, al menos, cada vez que piense en ti, será compuesto de una corta pero eterna felicidad. Pero si te fuerzas a seguir siendo fría conmigo, a pesar que no te vea por los próximos tres años... ¡En ese momento, todo lo que quedará para mí será una vida llena de frustración y arrepentimiento! ¡Crees que te estás reteniendo por mi bien, pero lo que realmente estás haciendo es herir a los dos! ¡¿Lo entiendes?!”
Los ojos de la Pequeña Emperatriz Demonio se estremecieron y su cuerpo tembló. Liberó sus hombros de la mano de Yun Che y tropezó hacia atrás.
“Pequeña Emperatriz Demonio...” Yun Che la miró directamente a los ojos, y del caos que había en ellos, supo que había entrado en su corazón. “También sé que trabajas tan duro para rechazarme debido a que quieres defender la dignidad del Clan del Emperador Demonio, especialmente la dignidad y reputación del Pequeño Emperador Demonio. Debido a que eras después de todo, su emperatriz... Siempre que no estés dispuesta, no dejaré que ni una sola persona sepa el asunto entre los dos. Siempre que tengamos tiempo para nosotros y dejes que este amor florezca, déjame ser tu apoyo espiritual. Por el bien del Clan del Emperador Demonio, ya has sacrificado demasiado. Incluso has dado tu propia vida por ellos. Ya ha pagado tus deudas a tu clan y a tus antepasados, y has mantenido su nombre al más grande extremo... ¡¿Así que no puedes, cuando la llama de tu vida está a punto de apagarse, sólo por ese pequeño momento, sólo vivir para ti misma?![1]
“Y yo soy... ¿Verdaderamente indigno de convertirme en la razón para que te vuelvas un poco egoísta?”
Pequeña Emperatriz Demonio, “...”
Yun Che había hablado mucho en un solo suspiro, pero en este período de tiempo, había derramado todo lo que estaba en su corazón a la Pequeña Emperatriz Demonio. Después de todo, no era como la Pequeña Emperatriz Demonio, un papel blanco e inmaculado cuando se trataba de las relaciones románticas. Y tenía claro si la Pequeña Emperatriz Demonio tenía algún sentimiento por él, así que debido a que sabía que su frialdad y sus intentos de ocultar sus sentimientos eran sólo eso, intentos, en sus ojos eran... Tan torpes que era adorable.
Pero... Al final, ella seguía siendo la Pequeña Emperatriz Demonio. ¡En su espalda no sólo había un clan, no sólo una nación, sino un continente entero! Además, ella también soportaba la carga de mantener los diez mil años de dignidad y prestigio del Clan del Emperador Demonio.
Así que sus palabras ‘Odio tu estatus como la Pequeña Emperatriz Demonio’ vinieron desde el fondo del corazón de Yun Che.
Por otra parte, a medida que Yun Che desahogó sus sentimientos, la Pequeña Emperatriz Demonio no lo interrumpió ni siquiera una vez. Al final, ni siquiera respondió; Meramente giró, se alejó volando... Y se fue en esa forma tranquila y silenciosa.
“Ni siquiera tienes miedo de la muerte, pero sigues huyendo de mí una y otra vez... ¡¿Todavía te atreves a decir que no piensas en mí?!”
Al ver la figura distante de la Pequeña Emperatriz Demonio, Yun Che dio un pisotón con su pie y un fuerte ‘bang’ siguió, haciendo que las baldosas del suelo se desmoronaran en pedazos. Gritó en voz alta, “¡Pequeña Emperatriz Demonio! Si no fuera por el hecho de que no puedo vencerte, te arrastraría conmigo al Continente Cielo Profundo, incluso si todo el Reino Demoníaco Ilusorio fuera a perseguirme eternamente... ¡Para que nunca más necesitaras ser la Pequeña Emperatriz Demonio nunca!”
Los gritos de Yun Che mostraron su exasperación... En cualquier momento, la fuerza era importante, incluso entre un hombre y una mujer. Inicialmente, debido a que no era el rival de Chu Yuechan, no pudo forzarla a quedarse atrás. Pero ahora, apareció la Pequeña Emperatriz Demonio, que era aún más orgullosa y más frágil que Chu Yuechan... Y la fuerza que poseía era absolutamente aterradora. Incluso si él quisiera forzarla, no sería posible.
Después de que Yun Che había terminado de gritar, la figura de Mu Yurou apareció en su campo de visión. Ella voló hacia ahí ansiosamente y gritó con voz preocupada, “Che’er, ¿qué pasó? Acabas de decir que... Ibas a ser perseguido eternamente por todo el Reino Demoníaco Ilusorio... ¿Y que ibas a secuestrar a la Pequeña Emperatriz Demonio? ¿Qué pasó? Por favor, no asustes a tu madre.”
“Uh...” La esquina de la boca de Yun Che crispó y respondió apresuradamente, “Madre, has oído mal. Lo que dije era en realidad yo jurando que sería eternamente leal a la Pequeña Emperatriz Demonio e incluso si la Pequeña Emperatriz Demonio estuviera siendo cazada por todo el Reino Demoníaco Ilusorio, no tendría ningún resentimiento ni pesar... Sí, eso fue lo que había dicho. Justo ahora el viento era muy fuerte, así que madre debe haber oído mal. Si realmente hubiera dicho tal cosa, la Pequeña Emperatriz Demonio me habría enviado a una muerte temprana. No sería posible que yo estuviera de pie aquí ileso, cierto... Jaja... “
“... Entonces eso es bueno.” A pesar que su corazón todavía tenía algunas dudas, las últimas palabras de Yun Che disiparon la mayoría de sus preocupaciones, y ella dejó escapar un suspiro de alivio. “Che’er, tu padre dijo que sentía que la relación entre tú y la Pequeña Emperatriz Demonio no era muy buena. Y además, la situación en Ciudad Demoníaca Imperial no se ha calmado todavía, así que definitivamente no debes comportarte groseramente con la Pequeña Emperatriz Demonio sólo debido a que has hecho grandes contribuciones a su causa. Después de que despertó su linaje, el poder de la Pequeña Emperatriz Demonio aumentó grandemente, pero su temperamento también ha llegado a ser aún más frío y más severo de lo que era antes. No sólo eso, ella parece más voluble de lo que era antes, así que definitivamente no debes hacerla enojar.”
Mu Yurou dijo la palabra ‘definitivamente’ dos veces en una respiración, por lo que Yun Che asintió como un niño obediente.
Los tres días siguientes fueron todos tranquilos. En estos tres días, Yun Che no salió de su casa; Sólo dormía, entrenaba, refinaba y ocasionalmente trataba las heridas de otras personas y bromeaba con esas chicas que estaban en la primavera de su primer amor... Así era como pasaba su tiempo ociosamente.
Finalmente, cuando el amanecer rompió en el cuarto día, fue despertado por Yun Qinghong. “Che’er, hoy en la tarde, la Pequeña Emperatriz Demonio convocó un festín para el almuerzo, y requiere que todas las Familias Guardianas y Palacios de Duques estén presentes... Además, la Pequeña Emperatriz Demonio especificó que tenías que estar ahí.”
“¿Eh?” La somnolencia de Yun Che fue disipada casi instantáneamente conforme respondió, “Festín de almuerzo... ¿Específicamente solicitando mi presencia? ¿La Pequeña Emperatriz Demonio mencionó algo más?”
“Ella no hizo nada más claro.” Yun Qinghong sacudió su cabeza. “La Pequeña Emperatriz Demonio sólo dijo que era un gran asunto concerniente al futuro de nuestro Reino Demoníaco Ilusorio.”


[1] Radak: Esto se volvió tan cursi que me estaba dando náuseas…
Capítulo Anterior                            Lista de Contenidos                         Siguiente Capítulo

También te puede gustar...

0 comentarios