CEO Capítulo 2

15:54

Traductor: Trafalgar
Corrector: Radak


Capítulo 2: El DINERO ES NECESARIO PARA ENCONTRAR UNA PROSTITUTA 
Oyendo el elogio, Rose se sonrojó ligeramente, mordió sus suaves labios, y con un tono lleno de remordimiento dijo: “¿Qué uso hay en ser bella? Un cierto alguien rara vez viene, e incluso cuando es mi cumpleaños esa personas aún llega tan tarde.” 

Enfrentando esta dama dulce y encantadora, un tinte de lujuria brotó en Yang Chen, incrementándose exponencialmente debido a los ojos hipnotizantes de Rose mirándolo, sin ningún atisbo de repugnancia. Sin embargo, con un corazón noble[1] Yang Chen logró suprimir sus deseos salvajes. Restaurando su tranquilidad, él dijo: “Yo no bebo, y también no soy bueno diciendo palabras que hacen a las mujeres felices. Además, pongo mi puesto diario, y verdaderamente no tengo mucho tiempo libre.” 

Rose de mala gana miró a Yang Chen: “No hables tales palabras sin sentido hacia mí. ¿Poner un puesto? ¿Qué hay de bueno sobre poner un puesto de brochetas de cordero de mierda? Incluso si trabajas tú mismo hasta la muerte no ganarás mucho dinero, si realmente quieres hacer dinero, ven y sé mi ama de casa. ¡El salario que te pagaré cada mes será 100 veces lo que haces por vender brochetas de carne de cordero!” 

Yang Chen se rió amargamente y dijo: “Hermana mayor Rose, los hombres usualmente no se convertirán en amas de casa.” 

“Te lo he dicho tantas veces, llámame Rose, por qué siempre estás llamándome hermana mayor, hermana mayor, hermana mayor, ¿soy tan vieja?” 

Yang Chen solamente podía comprometerse: “Está bien, Rose, estaba equivocado, es sólo que, disfruto un tanto mi actual estilo de vida, por el momento no tengo la intención de cambiar de trabajo.” 

Indispuesta a rendirse, Rose dijo: “No tienes que ser mi ama de casa entonces, ¿ser mi guardaespaldas lo hará, ¿cierto? O, podría dejarte ser el gerente del bar, yo rara vez superviso este lugar de todos modos, usualmente lo dejo ser.” 

Oyendo estas palabras, Yang Chen se sintió un poco conmovido, por supuesto él sabía que esta mujer se preocupaba verdaderamente por él, pero él tenía su propia postura. Desde el día que se encontró con Rose, él decidió no ser demasiado intimo con esta mujer. 

“Olvídalo Rose, siento que vender brochetas de carne de cordero es bastante bueno, el mercado de los granjeros tiene un buen número de buenas personas también.” Yang Chen bajó su cabeza para beber su agua, indispuesto a seguir sobre el tema. 

Al ver la terquedad de Yang Chen, Rose frunció el ceño, luego enojosamente susurró para sí misma: “Es solamente bueno si te conviertes en mi hombre…” 

De lo que ella no se percató fue que, las palabras que dijo, que ella misma apenas podía oír, fueron palabras que Yang Chen escuchó claramente, pero Yang Chen sabía que debe pretender que no escuchó nada. 

No importa cuán opacas eran las luces en el bar, el rostro y apariencia de Rose todavía emitían un encanto irresistible. Sin embargo, desde el momento en que Rose apareció, incluso cuando algunas personas la notaban, ellos solamente se atrevían a tomar una mirada antes de mirar lejos. Algunos clientes curiosos nuevos preguntaban a los clientes alrededor quien era Rose, y básicamente solamente había una respuesta --- “Bebe tu licor, no cortejes la muerte.” 

Sintiéndose un poco derrotada, Rose caminó al otro lado del mostrador, se sentó al lado de Yang Chen, primero sirvió un vaso de whiskey para ella misma, luego sirvió otro para Yang Chen, rodó sus ojos y reprendió: “Viejo toro, sé que estás pensando. Está bien que estés indispuesto a quedarte a mi lado, sin embargo mi cumpleaños de hoy, ¿puedes hacer una excepción y beber un vaso de licor?” 

Yang Chen vaciló por un momento, la verdad era que, no es que él no pueda beber, es sólo que cada vez que bebe, el alcohol causaría un desorden a su psique. Había demasiadas cosas que él no quería recordar, lo cual es por qué necesitaba estar tranquilo. Por lo tanto, para él, el alcohol es veneno… 

“Está bien, pero solamente un vaso.” Albergando un tinte de culpa, Yang Chen está indispuesto a decepcionar completamente a Rose, así que él decidió aceptar. En silencio esperando en su corazón que nada sucederá, ya que es solamente un pequeño vaso. 

Bastante seguro, Rose sonrió felizmente, esa sonrisa asemejándose a ver la nieve por primera vez. Bajo la luz opaca, su rostro resplandeció con realce, entrando en los ojos de Yang Chen, ello hizo que su corazón tiemble de nuevo. 

“Salud.” 

Después de brindar, Yang Chen alzó su cabeza y bebió el líquido frío sin ninguna vacilación. 

Rose hizo una risa ‘gege’, se apoyó hacia adelante, presionó su cuerpo encima del pecho de Yang Chen y melancólicamente dijo: “Sabes, han sido 10 años desde la última vez que celebré mi cumpleaños. Aunque no hay pastel, ni velas, ni regalos, ni siquiera una fiesta… Hay un hombre poco romántico como tú acompañándome a beber, me siento muy contenta….” 

El físico de esta mujer se veía bien desarrollado desde cualquier ángulo y causaba que los hombres babeen. En este momento, Yang Chen conspicuamente sintió dos suaves bultos moldeables presionándose contra su muslo, frotándolo suavemente, trayendo consigo una sensación estimulante. 

Bajando ligeramente su cabeza, él vio la abertura del qipao de Rose, y la suave piel nívea como porcelana bastante discernible. Debajo de sus exquisitos tobillos estaba un par de zapatos de tacón alto color rojo ardiente. 

La intensa estimulación visual junto con la feroz seducción calentó las hormonas masculinas de Yang Chen. 

Cuando un hombre se encuentra una mujer, entre las hormonas, la reacción de las hormonas de las glándulas suprarrenales, es la evaluación más obvia de la mujer. Evidentemente, Rose lograba bien esto. 

Justo como Yang Chen hacía su mejor esfuerzo para suprimir la reacción de su cuerpo, Rose finalmente se levantó, y le dio una sonrisa astuta, como si fuera un zorro que tuvo éxito en su plan: “Esto es bueno, mi hombre, parece como que tu ‘capital’ es excepcionalmente robusto huh….” 

Yan Chen forzó una sonrisa, por supuesto que sabía a lo que Rose se estaba refiriendo. Esta mujer, ella en realidad le echó una ojeada mientras se acercaba antes. 

“Puedo ver que tú apenas puedes soportar sentarte aquí, estoy yendo a entretener a mis otros clientes, si no quieres quedarte más tiempo, puedes irte.” Rose dejó el asiento en una manera natural e incontrolada, y caminó hacia los otros clientes. 

Los clientes del bar hace mucho sabían que la jefa del bar era muy encantadora, pero no se atrevían a abstenerse de sus modales. Esto era debido a recibir información de que el antecedente de la mujer no era simple en lo absoluto. Como resultado, era natural para Rose saludar a sus clientes. 

Como un asunto de hecho, el rostro de Rose contenía una sonrisa apasionada. Ese temperamento extraordinario era suficiente para causar que la mayoría de los hombres se sientan intimidados, de esa manera ellos solamente podían mirar desde una distancia. También, ellos no querían revelar ninguna noción de obscenidad, ya que nadie cortejaba un rechazo. 

Cuando Rose se fue, Yang Chen respiró un suspiro de alivio, y al mismo tiempo se burló silenciosamente de sí mismo. Pues el último medio año que regresó a su país, él parecía haber cambiado un poco. 

Si fuera el Yang Che del pasado, mirando una dama fascinante como Rose que tenía afecto por él, ni siquiera habría necesidad para ella de seducirlo. Él la habría arrojado sobre una cama hace mucho sin un cuidado de las consecuencias. En cualquier caso lo hecho estaba hecho, él sólo podía irse. 

Sin embargo, él no pudo hacer eso ahora, especialmente a Rose quien puede ser considerada una de sus primeras amigas en Zhong Hai, y para él, en su corazón ella era importante. 

Aunque él solamente bebió una pequeña cantidad, al alcohol ya había empezado a afectar su mente. Yang Che sintió que su antojo por el alcohol ya había sido despertado, pero no se atrevía a beber en exceso, el dolor de recordar las cosas no deseadas después de beber es algo que solamente él entendía. 

No obstante, viendo que su cuerpo inferior todavía tenía una ‘tienda alzada’, Yang Chen sintió que necesitaba desahogar algo de sus emociones reprimidas, de lo contrario ‘eso’ sería sofocado hasta la muerte. Pero por supuesto, Rose no lo hará, una vez que ellos tengan esa relación, sería difícil para él alejarse. 

Después de tomar una copa de agua, Yang Chen salió tranquilamente del bar de ROSE. Cuando se fue, dentro de los ojos de Rose quien silenciosamente lo observaba irse, estaba una sensación de decepción. Fuera del bar, Yang Chen miró alrededor, antes de finalmente caminar hacia un pequeño bar cerca. Puede haber muchas presas en los bares de clase alta, pero el dinero en la cartera de Yang Chen no sería suficiente.




[1] Radak: Solo puedo decir dos sílabas: JA JA.
...

También te puede gustar...

0 comentarios