ATG Capítulo 827

01:22

Traductor: Radak
Corrector: Radak


Capítulo Anterior                            Lista de Contenidos                         Siguiente Capítulo

Capítulo 827 - Despiadada
Jazmín agitó su pequeña mano nuevamente y la zona circundante fue cubierta por una barrera de aislamiento extremadamente gruesa y fuerte.
Yu Luo no se acercó, ni intentó usar su mente para penetrar en la barrera y escuchar lo que decían. Su mirada bajó y sus ojos se estrecharon ligeramente a medida que ella jugueteaba tranquilamente con su cabello. El cabello de Yu Luo había parecido tan oscuro como la noche, pero bajo la luz del sol, se podía ver un extraño color verde oscuro brillar en sus mechones.
“Yun Che.” Jazmín sonaba muy calmada e imperturbable, e incluso parecía un poco indiferente. “Originalmente había planeado permanecer aquí otros veinticuatro años antes de regresar a ese mundo, pero... La voluntad del cielo no se inclina ante el deseo del hombre, así que no tengo más opción que irme hoy.”
Ella no dijo que regresaba a ‘casa’, sino que regresaba a ‘ese mundo’. Ese desliz involuntario de su lengua parecía expresar que ella ya había subconscientemente reconocido este lugar como el sitio donde ella pertenecía y ese lugar ya se había convertido en otro mundo para ella.
Yun Che la miró firmemente y comparada con la compostura de Jazmín, sus ojos y su voz expresaban una angustia inconmensurable. “Debes irte... ¿Ahora?”
Jazmín no era alguien de este mundo. Ella había venido de un mundo completamente diferente, un plano completamente diferente. Una vez que había escapado de las garras del veneno diabólico y reconstituido su cuerpo, él ya se había determinado de que podría perderla. Era sólo que este día había llegado muy repentinamente.
No hace mucho, ella había dicho que se quedaría a su lado durante al menos otros veinticuatro años...
“Si elijo voluntariamente quedarme atrás, esa persona podría simplemente decidir hacer una visita personal a este lugar. También es extremadamente probable que desquitaría su ira en este mundo.” Dijo Jazmín con voz apagada. “Ya sea el Continente Cielo Profundo o el Reino Demoníaco Ilusorio, si él quiere destruir cualquiera de ellos, será tan fácil como dar un chasquido con sus dedos.”
“¿Esa persona?” Yun Che murmuró aturdido. Las palabras de Jazmín, sus acciones y su decisión también habían dejado claro que ‘esa persona’ a la que se refería era también el ‘mi rey’ al que Yu Luo se refería. También estaba claro que definitivamente era alguien más fuerte que ella. La fuerza de Jazmín cuando ni siquiera estaba en el diez porciento de su poder total ya era tan grande que ni siquiera podía imaginarlo. Así que si ‘esa persona’ a la que Jazmín seguía refiriéndose realmente quisiera destruir todo el Continente Cielo Profundo, él realmente solo podría necesitar chasquear su dedo para hacer tal hazaña.
La mirada de Jazmín se inclinó hacia un lado y en un instante, una tenue frialdad se formó en sus ojos. “Él es mi padre y es también la persona que más odio. ¡Una de las razones por las que no deseo volver es debido a que no estoy dispuesta a ver ese rostro tan detestable y repugnante suyo!”
Yun Che. “...”
“Ja~...” Yun Che suspiró con impotencia. Después de eso, habló de una manera aturdida y distraída, “Tal vez regresar es bueno también. Después de todo, ese lugar es también tu hogar. Ya te has marchado de casa durante siete años, así que ya es hora de que regreses. A pesar de que no estoy dispuesto a ver que te vas... No puedo usar mi egoísmo para forzarte a quedarte en un mundo al que no perteneces. No sé qué causó un enorme distanciamiento entre tú y tu padre, pero al final, él sigue siendo tu padre. Por lo que dijo Yu Luo, después de descubrir que no estabas muerta, ha estado enviando gente a buscarte todo este tiempo. Eso demuestra que al menos se ha preocupado por ti.”
Las palabras de Yun Che no causaron que la frialdad en los ojos de Jazmín se desvaneciera ni siquiera un poco. Ella sólo respondió fríamente, “No lo entenderías.”
Sin intentar disputar ni explicar nada, Jazmín de repente levantó su mano derecha. Su dedo índice empezó a destellar con una débil luz roja y después la presionó contra el centro de la frente de Yun Che hasta que vio que la luz roja se hundía en la frente de él.
“Dentro de este fragmento de memoria están todas las palabras que no puedo decirte ahora mismo.” El delicado rostro de Jazmín seguía siendo frío e indiferente, pero sus ojos brillaron con una luz suave por un instante, “Dentro de veinticuatro horas a partir de ahora, el sello de este recuerdo fragmentado se deshará automáticamente. En ese momento, sabrás lo que quiero decirte.”
 Jazmín ni siquiera le dio a Yun Che la oportunidad de decir algo a medida que continuaba de inmediato, “Esta mañana, yo me había convencido que este momento llegaría en cuanto percibí la presencia de Yu Luo. Por lo tanto, le di algo a Hong'er y ella lo llevó de vuelta a la Perla de Veneno del Cielo. Una vez que me haya ido, puedes tomarlo de ella... A pesar que no pueda aumentar demasiado tu cultivación, al menos podrá aumentar tu vida en varios miles de años.”
“Lo que me has dejado es...”
“No necesitas preguntarme más, lo sabrás una vez que lo veas.” Jazmín dijo conforme inclinaba ligeramente su cabeza para mirar en la distancia. “Hoy, hay demasiados forasteros presentes... Incluyendo aquellos tan llamados Cuatro Grandes Terrenos Sagrados. Después de que me vaya, el momento en que se den cuenta de que ya no estoy cerca, definitivamente volverán para tratar de lidiar contigo. No sólo debido a que tienes el Espejo de Samsara en tu poder, sino también debido a que ellos tratarán de desahogar su ira y sus agravios sobre ti por el castigo y la humillación a la cual los sometí ese día, especialmente la Región Poderosa Espada Celestial y el Salón Divino Sol y Luna. Una vez que la amenaza de mi existencia se haya ido, definitivamente no dejarán que una amenaza futura como tú continúe existiendo en esta tierra.”
“Entiendo.” Dijo Yun Che suavemente. Comparado con la inminente partida de Jazmín, todas estas cosas eran completamente insignificantes para él.
“Había pensado en tomar acción directamente y matarlos a todos, para que nadie en este mundo fuera capaz de representar una amenaza para ti.” Dijo Jazmín a medida que sacudía su cabeza ligeramente. “Pero ellos poseen la reputación de ser lugares sagrados en el Continente Cielo Profundo, así que, si los destruyo a todos, el pecado y la infamia caerían sobre tus hombros. Además, dada tu personalidad, tampoco querrías que yo lo hiciera.”
“En ese día en el Supremo Palacio del Océano, salvaste a Huangji Wuyu y Qu Fengyi. Si tienen algún sentido de vergüenza y honor, no volverán a hacer otro movimiento contra mí.” Dijo Yun Che suavemente. “En cuanto a la Región Poderosa Espada Celestial y el Salón Divino Sol y Luna, ya te había prometido que confiaría en mi propia fuerza para pagarles de vuelta y no confiaría en tu fuerza. Así que aunque no tenga tu protección, todavía no podrán hacerme nada.”
“¡Además, no tendría miedo ni siquiera si el Santuario del Monarca Absoluto y el Supremo Palacio del Océano intentaran hacer un movimiento contra mí como lo hicieron hace veinte días! A lo mucho, usaré la Profunda Arca Primordial para llevar al Abuelo, a la Nube Congelada Asgard y al resto de ellos al Reino Demoníaco Ilusorio. ¡Un día, definitivamente los dejaré morir en el arrepentimiento! Así que, ni siquiera merecen morir en tus manos, definitivamente no tienes que preocuparte por mí.”
“De hecho, no estoy preocupada por ti.” Contestó Jazmín con suavidad. “Aunque tu fuerza actual está lejos de ser satisfactoria, si fuera tan fácil encontrarte, no habrías sobrevivido hasta hoy. ¡Sólo puedo esperar que el Santuario del Monarca Absoluto y el Supremo Palacio del Océano no sean tan ingenuos como para repetir su estupidez una vez más!”
“No mataré a estas personas. Sería mejor si se comportaran con sensatez, pero si no lo hacen, los dejaré para que tú trates con ellos personalmente. Esto también te mantendrá despierto y evitará que te sientas solitario. Sin embargo, si realmente no aprecian mi bondad... En los siguientes años después de mi partida, antes de que puedas garantizar absolutamente tu victoria, debes evitar la confrontación por ahora, no te precipites a tu muerte.”
“Entiendo.” Dijo Yun Che con un pesado asentir.
“Comparado con la amenaza de los Cuatro Terrenos Sagrados...” Jazmín dijo a medida que su mirada se hacía pesada. “Lo que realmente me preocupa es el orbe de origen diabólico en tu cuerpo.”
“Ahora que has recuperado tu fuerza, deberías ser capaz de sellarlo apenas usando tu propia profunda fuerza. Es sólo que tendrás que sellarlo mucho más a menudo que si yo lo hiciera por ti. Si puedes mantener tu estado actual por siempre sería lo mejor, pero sólo tengo miedo de que pueda manifestarse algún tipo de cambio extraño en el futuro... Después de todo, esto es algo que está en el nivel de los dioses y los diablos y ya está unido a tus venas profundas también.”
“No te preocupes.” Yun Che dijo con una sonrisa forzada. “Mi suerte siempre ha sido muy buena.”
“Si hay algún cambio extraño te sucede, ve al Valle de Llamas y Rayos del Cuervo Dorado para ver al Espíritu del Cuervo Dorado.” Esto fue lo único que Jazmín pudo pensar. “Después de todo, heredó una porción de la voluntad y los recuerdos del Cuervo Dorado, por lo que debería poseer un amplio conocimiento y experiencia. Tal vez, será capaz de pensar en algo.”
“Mn, entiendo.” Dijo Yun Che a medida que asentía de nuevo, pero no podía ocultar la angustia en sus ojos. Cada una de las palabras de Jazmín o había expresado preocupación por él, estaban regañándolo o haciendo arreglos para su futuro.
Sin que ninguno de ellos se diera cuenta, muchas cosas entre los dos habían llegado a ser habituales.
“También hay dos cosas más que debes recordar.” Dijo Jazmín conforme miraba a Yu Luo. Descubrió que Yu Luo se acariciaba los hombros con sus delicadas manos, era como si estuviera apreciando tranquilamente su propia belleza y ni siquiera estaba poniéndoles atención, “Lo primero es que necesitas tratar bien a Hong’er. A pesar de que puede lanzar rabietas, actuar voluntariamente y hacer pequeños actos de rebelión de vez en cuando, su corazón es puro y ella es especialmente dedicada ti. Una vez que me vaya, serás la única persona que queda en su mundo, así que definitivamente no debes intimidarla.”
“Sí, la trataré bien... Además…” Dijo Yun Che con una sonrisa que le tomó un gran esfuerzo. “Tampoco me atrevería a intimidarla.”
“La segunda cosa... Es lo que me prometiste antes. Nunca debes intentar explorar las profundidades del Acantilado Final de la Nube.”
“No te preocupes, definitivamente no iré a ninguna parte cerca de ese lugar.” Dijo Yun Che con un ligero asentir. “Dijiste antes que la Profunda Arca Primordial sólo tiene suficiente poder para hacer un viaje de ida y vuelta al Continente Nube Azur. Después de ir allí, traeré a Ling’er de vuelta conmigo. Aparte de Ling’er, no hay nada que me importa o extrañe en el Continente Nube Azur. Después de eso, nunca volveré a ese lugar.”
“Mnn.” Jazmín dio un suave murmullo de reconocimiento antes de girar. “Yun Che... Esto es un adiós.”
¡¡Bang!!
La barrera del aislamiento se rompió y Jazmín flotó lentamente en el cielo, volando hacia donde estaba Yu Luo.
“¡Jazmín!” Yun Che se adelantó un paso antes de que se detuviera rígidamente. Gritó con una voz llena de ilimitada emoción y determinación, “Puedes regresar sin preocupaciones, debido a que un día... ¡Un día iré a buscarte! ¡Para verte de nuevo, no aflojaré mi entrenamiento ni siquiera por un solo día! Definitivamente nos volveremos a encontrar.”
Jazmín se detuvo en el aire, sin moverse durante mucho tiempo. Después de eso, giró para enfrentar a Yun Che. Pero su expresión no estaba agitada ni emocional. En cambio, estaba llena de una sombría frialdad que congeló el alma de Yun Che.
“Yun Che, al final, solo fuimos maestra y discípulo.” Los ojos de Jazmín estaban llenos de una frialdad que hizo que el aliento de Yun Che se atrapara en su garganta. “¡Si sigues respetándome como tu maestra, necesitas prometerme una última cosa!”
“...” Los ojos de Jazmín causaron que Yun Che se sintiera profundamente perplejo e inquieto. Él sólo pudo asentir ligeramente, “No importa lo que sea, siempre digas la palabra, haré esa promesa.”
“¡Bien!” Jazmín dijo con un imperceptible asentir, su voz fue fría y despiadada. “¡Quiero que prometas de inmediato que nunca entrarás en el Reino de los Dioses!”
“¿Oh?” La mirada de Yu Luo se desplazó hacia un lado, mientras sus dedos todavía acariciaban ligeramente el cabello largo que le caía sobre sus hombros y una expresión ligeramente interesada surgía en su rostro.
“Ah...” Yun Che estaba completamente aturdido. Después de eso, preguntó con una voz aturdida. “¿Por qué?”
“Debido a que no es un lugar al que deberías ir.” Dijo Jazmín con frialdad. “Dado tu talento innato, tu capacidad de comprensión y todas las cosas que tienes en tu poder, serás completamente incomparable en este mundo. Serás capaz de dominar toda tu vida y también tendrás paz y seguridad para toda tu vida. No habrá nadie que sea capaz de amenazarte a ti o a la gente que quieres proteger - Esta fue también la razón por la que perseguiste la profunda fuerza al principio. También fue la razón original para elegir la espada pesada. ¡Pero si llegas al Reino de los Dioses, sólo serás un insignificante debilucho! ¡Cualquier persona al azar fácilmente será capaz de consignarte la muerte de un perro!”
“Quiero ir a verte de nuevo. ¡No es para cultivar a un nivel incluso mayor de mundo de cultivación ni de afrontar ningún peligro!” Yun Che gritó en voz alta.
“¿Buscarme? ¿Por qué querrías buscarme?” Los ojos de Jazmín se inclinaron hacia un lado, pero su voz seguía siendo fría y despiadada. “¡Después de que me vaya, todavía tienes a Hong’er para acompañarte en todo momento! ¡Aún tienes parientes, amigos y muchas mujeres a tu lado! Sin mí, ¿qué diferencia hará?”
“¡Definitivamente será diferente! Jazmín, tu eres... “
“¡No desperdicies el aliento!” Interrumpió Jazmín girando una vez más. “Parece que no tienes ganas de prometerme algo. Hemos sido maestra y discípulo durante tanto tiempo, pero ni siquiera estás dispuesto a escuchar lo último que tengo que decirte. Esto realmente me ha causado una decepción extrema. Hmph. Muy bien, entonces te lo dejaré. Dado tu potencial innato, tal vez tendrás la fuerza para ir al Reino de los Dioses en unos pocos cientos o incluso mil años. Pero aunque puedas entrar en el Reino de los Dioses, definitivamente no podrás encontrarme.”
“Cubriendo todas las posibilidades, incluso si sucede lo más inesperado y realmente eres capaz de encontrarme... ¡Yo definitivamente no me encontraré contigo!”
“Cuando todo está dicho y hecho, eres simplemente un compañero inesperado que conocí y yo también soy lo mismo para ti. ¡El destino que tú y yo compartimos ya ha sido extendido hasta su límite! ¡No sigas imaginando que tus sentimientos son correspondidos!”
A medida que sus despiadadas palabras cayeron, la figura de Jazmín se hizo borrosa y ella cambió instantáneamente hacia el lado de Yu Luo a medida que le decía fríamente, “¡Yu Luo, vámonos!”
¡¡RIP!!
El espacio se había desgarrado, la figura de Jazmín desapareció por completo en ese instante.
“Aiyah.” La mano de Yu Luo finalmente cayó de su cabello a medida que miraba al aturdido Yun Che, que parecía como si hubiera perdido su alma.
En el momento en que sus dedos dejaron su cabello, una mecha cayó suavemente de la punta de su dedo conforme flotaba ligeramente hacia el suelo.
Una suave brisa de viento sopló y la arena y el polvo se agitaron en el aire, pero ese mechón de cabello no se movió ni siquiera una pulgada conforme ligeramente destellaba con un extraño y sombrío resplandor verde.
“Nos vemos, pequeño hermano.” Dijo Yu Luo a medida que emitía una pesada y amorosa mirada a Yun Che. Pero después de eso dijo algo inconmensurablemente extraño y raro, “A fin de agradecerte por cuidar a Su alteza durante todos estos años, esta sirvienta ha preparado especialmente un pequeño regalo para ti, ¿está bien? Será mejor que lo disfrutes.”
“Jejejeje...”
Con una risa hechizante y seductora, la voz de Yu Luo se desvaneció en el aire como una niebla ligera e irreal.                
Capítulo Anterior                            Lista de Contenidos                         Siguiente Capítulo

También te puede gustar...

0 comentarios